1 ago. 2014

Reseña: Nunca engañes a un duque, de Liz Carlyle






Título: Nunca engañes a un duque 
Autora: Liz Carlyle
Editorial: Titania
Año: 2014
ISBN: 978-84-92916-68-9
Depósito legal: B-7874-2014
Páginas: 348
Precio: 17€


SINOPSIS


Cuando su segundo marido, el duque de Warneham, fallece en circunstancias misteriosas, Antonia, una mujer emocionalmente frágil, se ve envuelta en una nube de sospechas. Aunque ha decidido no volver a casarse, la joven viuda se encuentra con un futuro precario. 

El único que puede salvarla es Gareth Lloyd, el único heredero del ducado, un hombre que había sufrido desprecio, malos tratos y finalmente exilio a manos de su padre. Pero Gareth, que ha conseguido encauzar su vida y es socio de una próspera empresa de transportes marítimos, no quiere saber nada con aceptar el papel de noble y las responsabilidades de su nuevo título, incluyendo proteger a Antonia, de quien se dice que es tan trastornada como atractiva. Pero apenas posa sus ojos en ella, Gareth sentirá que todas sus convicciones se tambalean. 

¿Podrá entregar su corazón a una mujer sospechada de asesinato?

PERSONAJES


Gareth: es el protagonista. Tras la muerte de sus padres, su primo, el duque de Warneham, lo abandonó a bordo de un barco donde el pequeño sufrió toda serie de maltratos. Pero cuando Luke Neville le salvó poniéndolo a trabajar para él,  aprovechó para convertirse en su socio, convirtiéndose en un hombre rico. 

Antonia: es la protagonnista. Viuda del duque de Warneham, sólo le queda esperar que el próximo duque, Gabriel Ventnor, se apiade de ella y quiera mantenerla. Pero cuando él llega a la casa, no sólo se ha cambiado el nombre, sino que es un caballero muy apuesto, y despierta en ella sentimientos hasta ahora desconocidos para la joven.

Nellie: criada de Antonia. Lleva mucho tiemo trabajando para ella, y se reocupa de su señora como si fuese una hija para ella.  

Kemble: secretario y ayuda de cámara de Gareth. Está encargado de investigar la muerte del antiguo duque para así limpiar la reputación de la duquesa, a quien todo el mundo cree culpable de asesinato.

Osborne: médico del pueblo, se encarga de la salud del duque y la duquesa. Desde el primer momento Gareth sabe que oculta algo, pero no logra averiguar el qué.

RESUMEN


Gareth hereda el título de Duque tras la muerte de su primo, el hombre que lo arrojó a una vida de abusos por miedo a que herede el título. Aunque no está dispuesto a ejercer como duque, su mejor amigo le incita para que vaya a la casa ducal y deje todos los detalles firmemente atados para que las personas a su servicio no se queden en la calle.

Allí conoce a Antonia, la nueva duquesa viuda, una mujer de absoluta belleza que lo tiene hipnotizado desde el primer momento. Tras hacerle saber que puede quedarse allí indefinidamente, ella le propone mudarse a la casa de la viuda, pero debido al mal estado de la propiedad tiene que esperar a que esté completamente reconstruida.

en ese tiempo, el amor y la pasión surge entre ellos sin que puedan hacer nada por evitarlo, pero Gareth se considera poco adecuado para la mujer, a la que ama perdidamente. ¿Podrán dejar atrás los convencionalismos sociales y dar rienda suelta a su amor?

OPINIÓN PERSONAL


Antes de nada quiero dar las gracias a la Editorial Titania por haberme concedido el placer de leer ésta maravillosa novela.

Me encantan las novelas románticas históricas porque me dan la oportunidad de conocer pequeños matices de la sociedad londinense del siglo XIX, una sociedad que me fascina.

En ésta novela se mezcla el amor, la pasión, con la intriga de un asesinato que si bien no ha sido declarado como tal la sociedad lo declara así a voces susurradas.

Por un lado tenemos a Gabriel, o Gareth, como se hace llamar desde que fué rescatado por Luke Neville del barco en el que lo enroló su maquiavélico primo. Tras sufrir abusos degradantes de mano de los tripulantes de la embarcación, Gareth se supera a sí mismo desde que empieza a trabajar con Luke. No sólo consigue la mitad de la empresa naviera, sino que se convierte en un hombre rico.

Pero sus fantasmas del pasado lo siguen persiguiendo, y no se cree lo suficientemente bueno para la duquesa. Además, ha sido rechazado por Xantia, su amor de juventud, que se acaba de casar con Lord Nash completamente enamorada.

Por otra parte tenemos a Antonia, la joven viuda. Se casó completamente enamorada de un hombre que la engañaba, y por culpa de él perdió a su hija pequeña y a su hijo aún no nacido, además de quedarse viuda. En vez de poder llorar la pérdida de sus amados hijos, su padre la obligó a casarse con el duque de Warneham, quien la calificaba de loca y la hacía tomar medicación ara ello.

Ha sido una historia de amor tormentosa, aunque preciosa. Cuando Gareth encuentra a Antonia en mitad de la lluvia y hacen el amor desesperadamente, creí que todo el romance se iba a desarrollar demasiado deprisa, pero para mi sorpresa no fue así.

En cuanto a la intriga detrás de la muerte del duque, ni por aasomo me habría imaginado el desenlace. Como se dice aquí: me quedé flipando en colores.

Como todas las novelas que he leído de éste sello literario, Nunca engañes a un Duque ha sido una lectura maravillosa, entretenida e interesante.

Puntuación angelical...